lunes, 30 de noviembre de 2020

CASTILLO Y SOL (2020).


CASTILLO Y SOL (Estreno, Argentina - 2020) de César González, c/ Mariano del Río, Ananda Li Bredice, Alan Garvey, Nadia Rodriguez , Guillermo Romano, Sofía París, Javier Omezzoli, Sofía de Rosas, , Elías Zacovich. 70’. ¡Estreno mundial y cósmico!
Los primeros meses de la pandemia y la estricta cuarentena inicial intensificaron una relación abstracta con la cotidianidad. La percepción del tiempo y el espacio conoció una intersección disociada de la eficiencia y los compromisos; existir significó, sin entrenamiento previo, ser en la duración y en la inmovilidad. Entre marzo y junio de 2017, González imaginó una ciudad vacía y sin gente en las calles, sin televisores y celulares encendidos; un poder indefinido acechaba y sobrevolaba; asimismo, un virus sin nombre provocaba fiebre y tos. Los protagonistas de esta fantasía distópica son muchos hombres y mujeres que viven hacinados en un departamento de pocos ambientes; en tales circunstancias, no hay mucho para hacer, más allá de algún juego circunstancial, responder a preocupaciones dispersas sobre la situación en la que están y entablar conversaciones aisladas que invocan tímidamente al patriarcado y la revolución.
Texto de Roger Koza.

3 comentarios:

annonymous dijo...

Hola amigos, soy Edita de Trakai y nunca creí en nada sobrenatural, pero un hombre poderoso llamado Dr. Ajayi me hizo tener una visión diferente de la vida. Conocí al hombre poderoso Dr. Ajayi en línea cuando estaba pasando por un dolor emocional porque mi amante de 4 años me dejó por otra mujer sin que tuviéramos ningún malentendido. Le expliqué mi situación al hombre poderoso Dr. Ajayi y me hizo entender que lo que estaba pasando no es natural y me dijo los pasos a seguir para recuperar a mi amante, seguí sus instrucciones y después de 4 días mi amante que me dejó por 8 meses. Desbloquearme de su plataforma social y me contactó para que volviera a casa y que lo perdonara. desde entonces, mi vida amorosa ha sido increíble. Gracias Dr. Ajayi por hacerme creer en lo sobrenatural, si necesita ayuda en su vida amorosa, el Dr. Ajayi está 100 SEGURO. contáctelo en el correo electrónico: drajayi1990@gmail.com o Viber / Whatsapp: +2347084887094

Leslie Ceaser dijo...

Recomendaré a cualquiera que busque un préstamo comercial al Sr. Benjamín, que me ayudó con un préstamo de cuatro millones de dólares para iniciar mi negocio y fue rápido. Al obtener un préstamo de ellos fue sorprendente lo fácil que fue trabajar con ellos. El proceso fue rápido y seguro. Definitivamente fue una experiencia positiva. Evitar los estafadores aquí y contactar con el Sr. Benjamin On.  247officedept@gmail.com . WhatsApp...+ 19893943740. si está buscando un préstamo empresarial.

Nahuel Iglesias dijo...

Verdugo de utopías



Las revoluciones son improvisadas
tienen defectos, errores infructuosos ;
por eso naciste en esto tiempos
en el ocaso de sangre derramada.

No llegaste tarde para las revoluciones
no llegaste tarde para nuevos panoramas
llegaste para cuidar el tiempo
del que nadie se hizo cargo.

Las revoluciones brotan bajo tierras cansadas
germinan manos hechizadas de antaño
empuñando la vara encantada y crean
pechos valientes para la vanguardia plebeya.

Con las sobras y migajas de las hojas de la historia
que el sinuoso viento nocturno arrastró
se creó un cuerpo inmensamente introvertido
con brazos de fuego y espalda de hierro.

No te aflíjas poeta, no te desesperes
cuando vengan sedientos los oportunistas
reclamando genuflexiones de tu fresca savia ;
no, no llegaste tarde para las revoluciones.

El silencio rondó rincones indelebles
y escampó miedoso, aturdido por los ecos
estentóreos que brotaron de tus entrañas
aquel día que en buena hora viniste al mundo.

Dudas. Las revoluciones siembran dudas ;
¿sos hijo de las revoluciones del tiempo moderno, o las revoluciones del tiempo moderno nacieron con tu esencia morena?

Te vi una tarde, escupiendo flemas ardientes
tras estantes añejos de Valentín Alsina
contagiando una metamorfosis expansiva
en Valentín Alsina, dónde te vi una tarde.

No, no llegaste tarde para las revoluciones,
tus viejos poemas me lo recuerdan
tus jóvenes imágenes lo exhuman ;
tus vestigios seguirán, mientras vuelva el sol.

No lograron desmenuzarte poeta,
ni las balas, ni las rejas lograron
dejarte a la vera de un camino escrito,
camino de errantes almas estancadas.

Tu revolución verdugueó las tripas de la utopía
aquella que no fue empuñar un fusil
no fue una estrategia beligerante
fue un encuentro con los sueños de cada cicatriz.

Fue levantar las piedras del camino
encontrar debajo la valentía oculta
lanzarla a los dueños eternos de la farsa
y no esconder la mano, para con ella crear.

Fueron tus manos, las de dedos insubordinados
insurgentes, enarbolando banderas plebéyas
las mismas que antaño, en miseria
aprendieron sumisas a tapar goteras.

Llegaste. Llegaste para cuidar el tiempo
del que nadie se hizo cargo
¿o acaso ser poeta de barro, cineasta de chapa y predilecto artista no es revolucionario?

Conozco tus mochilas cargadas y tu voluntad
Sé que en tus convicciones elocuentes
morirás antes que sanarlas
hermano de suelas imborrables.

¡Ah! las revoluciones son tan improvisadas
tienen tantos defectos, tantos errores
que en vos crearon el error
antes de la lucha ¡por eso el triunfo!

No poeta, no llegaste tarde para las revoluciones
derrumbaste las grises colinas
para que resuene impávida
la voz escondida detrás del misterio.

Diseñaste una puerta ingente
con lugares, ritmos y ideas rebeldes
anunciándose al final de una noche
sembrando tus retoños de producción

Y tú mente alada divisó el festín ;
tu gente jubilosa en compañía de la luna
el barrio iluminado como nunca antes,
suspiráste confuso y preguntaste :

"¿No les da pena la soledad del viento?"...